Las mejores 12 Frases de Recompensa - FrasesWiki.com

Encontramos 12 frases sobre Recompensa

Si quieres comprender la palabra felicidad, tienes que entenderla como recompensa y no como fin. " Ciudadela " (1948), Antoine De Saint-Exupéry
Autor:" Ciudadela " (1948) Antoine De Saint-Exupéry
Quien ama esperando una recompensa está perdiendo el tiempo. " El demonio y la señorita Prym " (2000), Paulo Coelho
Autor:"El demonio y la señorita Prym" (2000) " El demonio y la señorita Prym " (2000) Paulo Coelho
La única recompensa que se puede ofrecer a un artista es una oferta para comprar su obra.
A laurel ni a renombre aspiraremos, recompensa sin precio ni mudanza serán para nosotros ignorar el temor, deparar al hombre, y a nuestro corazón, la libertad.
Llevar a cabo un acto de bondad al azar, sin ninguna expectativa de recompensa, con la certeza de que un dí­a alguien podrí­a hacer lo mismo para usted.
Soy hermosa. Mi belleza se aparta por completo de lo usual. Estoy hecha para el deleite. Pero ¿Qué saco yo de ello? ¿Dónde está mi recompensa? Tal era el cambio al cabo de diez años; ésa era, verdaderamente, su recompensa: esa tristeza inquietante y mágica que hablaba directamente al corazón y enmudecí­a; la culminación de su belleza.
Me da gusto que te encuentres feliz pero nunca he creí­do mucho en la felicidad. Nunca creí­ tampoco en la miseria. Esas son cosas que ves en el escenario o en la pantalla o en las páginas impresas, no suceden realmente en la vida. En lo único que creo en la vida es en las recompensas por la virtud (de acuerdo con tus talentos) y los castigos por no cumplir con tu deber, que son doblemente costosos.
Es falso que la pretensión a una recompensa no convenga a la verdadera virtud y que ofenda su pureza; pues, por el contrario, sirve para mantenerla, dado que el hombre es demasiado débil para desear la virtud con el fin de complacerse a sí­ mismo.
La muerte será la mayor recompensa de mis fatigas, cuando haya visto ya expirar a todos los enemigos de mi patria, porque entonces nada tendrá que desear mi corazón, y mi esperanza quedará en una eterna apatí­a, al ver asegurada para siempre la libertad del Pueblo Americano.
Señora de la hermosura y la belleza, como ves, me he pasado la vida detrás de ti. ¿Es que la recompensa del enamorado va a ser sólo este encuentro?
La longevidad es la recompensa de la virtud.
search