Las mejores 130 Frases de Perdón - FrasesWiki.com

Encontramos 130 frases sobre Perdón

Dios ha prometido el perdón a vuestro arrepentimiento, pero Él no ha prometido el mañana a vuestra dilatación
Perdón es una palabra que no es nada, pero que lleva dentro semillas de milagros
Perdón es una palabra que no es nada, pero que lleva dentro semillas de milagros.
A falta de perdón, deja que venga el olvido
A falta de perdón, deja venir el olvido.
Tened cuidado con el hombre que pide un perdón: puede caer fácilmente en la tentación de merecer dos.
No podemos permanecer prisioneros del pasado. El perdón no significa olvido. Una cosa es perdonar... otra cosa es olvidar... no debemos olvidar. Como pueblo que se reconcilia necesitamos la plenitud de nuestra memoria histórica.
No podrá emprenderse nunca un proceso de paz si no madura en los hombres una actitud de perdón sincero. Sin este perdón, las heridas continuarán sangrando, alimentando en las generaciones futuras un hastío sin fin, que es fuente de venganza y causa de nuevas ruinas. El perdón ofrecido y aceptado es premisa indispensable para caminar hacia una paz auténtica y estable.
Arte de los dí­as arte de las noches, la balanza de las heridas que se llama perdona.
El arte del perdón es el más difícil que yo conozca. Pero es también el único capaz de hacer revivir a una persona.
El arte del perdón es la más difícil que yo conozca. Pero es también el única capaz de hacer revivir a una persona
Conseguir el perdón es más fácil que recibir permiso.
Déjame agradecerte todo lo que te debo... No rechaces mi devoción, la infinita gratitud que te debo por tu bondad, por el aliento que me das... Por tu perdón
Creo que España no debe pedir perdón. ¿Por qué? Se trata de otra España. Hubo un mestizaje histórico que se dio así, entonces no veo la razón de por qué pedir perdón, si acaso deberían pedirlo los abuelos de los mexicanos, que son más responsables que los míos.
Simplemente intento comprender. Nadie puede pedir perdón por la historia. Ésta es la que es y somos hijos de ella. En cualquier caso, deberían recordar otra cosa: España se fue hace 200 años de América, así que desde entonces lo han hecho solos. No podemos darnos con el látigo todo el tiempo
¿A quién le vamos a pedir perdón? ¿A los que trataron de matarnos? ¿A los que trataron de liquidar a la Patria?
¿A quiénes le debo pedir disculpas? Dicen que debo pedir perdón, ¿A los Marxistas, comunistas? ¿de qué debo disculparme?
¿Pedir perdón? Que lo pidan ellos
Precisamente quería prevenirle contra el pecado del perdón
El verdadero amante ansía la tribulación como el rebelde anhela el perdón y el pecador la misericordia.
A veces la justicia universal se topa con dificultades para no investigar crímenes que no prescriben, dificultades en forma de olvido, perdón o amnistía
Gracias de corazón y pido perdón por mis errores
Rosarios y rosarios banales serán rezados en la época del arrepentimiento, el humano ser luego del castigo, se postrará. ¡Será inútil! La hora será de los justos y los justos orarán por el perdón. ¡Dios enviará el amor que Él será!
¡Contra la injusticia y la impunidad! Ni perdón ni olvido
¿Es tan bueno vuestro dinero? ¿Comprará vuestro perdón? ¿Creéis que lo hará? Me parece que descubriréis cuando vuestra muerte cobre su peaje, que todo el dinero que hicisteis nunca podrá salvar vuestra alma.
Si yo he pecado por pintarlo, pido perdon... pido perdón... Pero yo lo he hecho con muy buena intención
Y en esta hora fría, en que la tierra trasciende a polvo humano y es tan triste, quisiera yo tocar las puertas, y suplicar a no sé quién, perdón, y hacerle pedacitos el pan fresco aquí en el horno de mi corazón...
No razonar, desaparecer, cuando tenias que estar, te echaste a correr, lo que hiciste en mí, no tiene perdón, y yo sé que me siento mucho mas fuerte sin tu amor.
No razonar, desaparecer, cuando tenias que estar, te echaste a correr, lo que hiciste en mí­, no tiene perdón, y yo sé que me siento mucho mas fuerte sin tu amor.
Los fármacos y el perdón pueden convertir el morir en un momento gozoso: es como si los moribundos regresaran a la infancia y, como nada en el futuro importa, como no tiene uno que enseñarles a vivir, darles lecciones, forjar para ellos recuerdos prácticos y aplicables, puede extraerse toda la alegrí­a de esos últimos instantes y guardarla en el corazón.
Pido perdón por hablar desde el género, pero cuando pienso que a veces nos acusan a las mujeres de histéricas... Creo que aquí quedamos mejor paradas
La bondad divina no conoce límites y que el arrepentimiento de los pecados es más que suficiente para obtener el perdón.
La esencia del cristianismo y el budismo es la misma: la práctica del amor, para lo cual es necesario poner énfasis en el perdón y compartir el sufrimiento ajeno
El perdón es una necesidad absoluta para la continuación de la existencia humana.
Con perdón de las damas, que la chupen.
Me acordé del consejo de mi padre: " ¿Has obrado mal? Pues pide perdón".
... no hay mayor falacia que pedir perdón por el pasado cuando se actúa con parecida soberbia o ceguera en el presente.
Antes de que podamos perdonarnos unos a otros, tenemos que entendernos.
Alma de bandoneón -alma que arrastro en mí- voz de desdicha y de amor, te buscaré al morir, te llamaré en mi adiós, para pedirte perdón, y al apretarte en mis brazos, darte en pedazos mi corazón.
En el corazón llevo al Málaga y al Barcelona. Me gustaría entrenar algún día a estos dos equipos. ¡Si lo consigo sería la rehostia...! Y perdón por la palabra
Perdona a todos y perdónate a ti mismo, no hay liberación más grande que el perdón, no hay nada como vivir sin enemigos. Nada peor para la cabeza, y por lo tanto para el cuerpo, que el miedo, la culpa, el resentimiento y la crítica (agotadora y vana tarea), que te hace juez y cómplice de lo que te disgusta.
Es aconsejable pedir perdón y rectificar cuando se mete la pata
Después del perdón son infames los delitos
Yo sólo he tenido que pedir perdón por la actitud de la oposición.
Cantemos como quien respira. Hablemos de lo que cada día nos ocupa. Nada de lo humano debe quedar fuera de nuestra obra. En el poema debe haber barro, con perdón de los poetas poetísimos. La poesía no es un fin en sí. La poesía es un instrumento, entre otros, para transformar el mundo
Perdonar a quien no nos pide perdón puede ser hasta una impertinencia.
En medio del clamor de los aplausos, el hombre inteligente cerrará los ojos, y con la mente pedirá a los que le aclaman: ¡Perdón por haber vencido!
Asomaba a sus ojos una lágrima, y a mi labio una frase de perdón, habló el orgullo y se enjugó su llanto, y la frase en mis labios expiró. Yo voy por un camino, ella por otro, pero al pensar en nuestro mutuo amor, yo digo aún: ¿por qué callé aquél día? Y ella dirá: ¿por qué no lloré yo?
El perdón es la llave a la acción y libertad.
El perdón es la llave a la acción y libertad.
El pecado que no tiene perdón es el que mata la vida del amor en el ser
Vendrás, siempre, vendrás, a consolar mi mal cuando mi cerrazón busque luz, cuando mi corazón te nombre más. Y sé que volverás la mano en bendición, trayendo tu perdón en un beso de paz.
El corazón de una madre es un abismo profundo en cuyo fondo siempre encontrarás perdón.
No voy a pedir perdón y ser perdonada por hacer un acto piadoso.
El perdón es una virtud de los valientes
Fe, perdón, mansedumbre: tal es tu lema, el corazón de escudo, tu premio el reino de los cielos.
Por fin, con veinte años, se la llevó un extraño, y no perdí una hija, gané un cuarto de baño, ¡con perdón!
Si hay alguien aquí a quien no he insultado, le pido perdón
Si hay alguien aquí­ a quien no he insultado, le pido perdón.
Lo mejor que puedes dar a tu enemigo es el perdón, a un oponente, tolerancia, a un hijo, un buen ejemplo, a tu padre, deferencia, a tu madre, una conducta de la cual se enorgullezca, a ti mismo, respeto, a todos los hombres, caridad.
Nada más fácil que pedir perdón cuando no nos sentimos culpables.
La venganza no es menos vanidosa y ridícula que el perdón.
Yo no hablo de venganzas ni perdones, el olvido es la única venganza y el único perdón
A los desposeídos y marginados si algo pudiera pedirles sería perdón por no haber acertado todavía a sacarlos de su postración
A los desposeídos y marginados, a los que hace seis años les pedí un perdón que he venido arrastrando como responsabilidad personal
Conceder el perdón es el más alto grado de vanidad o de miedo
Es muy interesante ver que mucha gente en el mundo islámico reclama que el Papa pida perdón, pero no se oye a ningún musulmán que me pida perdón por conquistar España y estar allí ocho siglos.
¿Cuál es la razón por la que Occidente siempre debe pedir perdón y ellos nunca? ¡Ellos ocuparon España durante ocho siglos!
No hay perdón para los actos de odio. El puñal que se clava en nombre de la libertad, se clava en el pecho de la libertad.
Por ley de historia, un perdón puede ser un error, pero una venganza es siempre una infelicidad. La conciliación es la ventura de los pueblos.
El perdón siempre contiene justicia. Aunque no sea justo.
Yo sé que Dios no existe. Pero si existiese no tiene perdón de Dios.
Me obligaste a ser otro y tu perdón me muerde las cenizas.
No hay muerte más gloriosa que la del campo de batalla, cuando se combate, por la honra de la patria. Si triunfa, merecerá el perdón de los buenos ecuatorianos, y su gloria no tendrá ya un insuperable obstáculo
Debemos perdonar siempre, recordando que nosotros mismos hemos necesitado el perdón. Tenemos necesidad de ser perdonados mucho más a menudo que de perdonar
La espiral de la violencia sólo la frena el milagro del perdón.
No hay paz sin justicia, no hay justicia sin perdón.
Pido perdón por las injusticias infligidas a los no católicos en el curso de la atormentada historia de estas gentes, y al mismo tiempo aseguro el perdón de la iglesia católica por el daño que han sufrido sus hijos
Alegraos con su perdón, pero no olvidéis lo que os digo, porque un día ese joven de aspecto indolente e inofensivo causará la ruina de vuestra causa. ¡Hay muchos Marios en César!
Que la historia me juzgue, pido perdón si me equivoco.
El perdón es más poderoso que cualquier otra arma
Mi foto es un símbolo de la guerra, pero mi vida es un símbolo de amor, esperanza y perdón
Desamor desencuentro, perdón y olvido cuerpo con mineral, pueblos trabajadores infancias pobres, cinco siglos igual.
Y mañana seguirán con fuego en los pies quemando olvido, silencio y perdón, van saltando todos los charcos del dolor que sangró, desparramando fe, las madres del amor.
Perdón, pero se me ha caído un pendiente enorme. Bueno, ustedes me lo vais a devolver porque mi trabajito me costó. Muchas gracias de todo corazón pero el pendiente, Íñigo, no lo quiero perder, eh, por favor
Pido perdón al tiempo. Pongo mi palabra en plaza pública - qué más da - para que le muerda un perro, le agreda la intemperie, le asfixie el smoke de tanta mentira, de tanto olvido putrefacto, que no pudo pasar por los sumideros sociales, y tanta moda burda...
No levante la espada sobre la cabeza de quien te ha pedido perdón.
Yo cultivo el valor sereno de morir sin matar... Yo sé que la no violencia es infinitamente superior a la violencia, que el perdón es más civil que el castigo. El perdón es la mejor cualidad del soldado. Pero abstenerse de castigar no es perdón, sino cuando existe el poder de castigar. No tiene ningún sentido en una criatura impotente
Yo cultivo el valor sereno de morir sin matar... Yo sé que la no violencia es infinitamente superior a la violencia, que el perdón es más civil que el castigo. El perdón es la mejor cualidad del soldado. Pero abstenerse de castigar no es perdón, sino cuando existe el poder de castigar. No tiene ningún sentido en una criatura impotente... (Marzo de 1919).
Yo sólo pido perdón ante Dios y mi confesor
La esperanza del cielo en las miradas y el perdón generoso entre los labios.
Mi culpa marcha tan lenta que siempre la alcanzan el perdón y el olvido.
Quiero transmitir a los españoles un mensaje de esperanza. ETA es una gran nación, España, perdón, es una gran nación.
El perdón es la fragancia que derrama la violeta en el talón que la aplastó.
La última y definitiva justicia es el perdón
Ni siquiera sueñas con ganarme, será mejor que despiertes y pidas perdón
Si sueñas con ganarme, será mejor que despiertes y pidas perdón
Reescribiendo la espiral de prometer hacerlo bien, de cometer un nuevo error, de no saber pedir perdón o pedirlo demasiadas veces. de Ocho y medio., Desaparezca aquí.
Robando flores a la luz de la luna pido perdón a diestra y siniestra pero no me declaro culpable.
Debería considerarse a todo escritor como un malhechor que en muy contados casos merece perdón y gracia. Este sería un remedio contra la invasión de los libros.
El concepto de culpa y de castigo, incluida la doctrina de la gracia, de la redención, del perdón —mentiras completas, carentes de toda realidad psicológica— todo eso ha sido inventado para destruir el sentido de las causas en el hombre: ¡son el atentado contra el concepto causa y efecto.!
El perdonar es liberación, el perdón es pertenencia de cada ser y hay que liberarlo, no con la mente sino con la expansión de la conciencia, con el sentimiento del espíritu, si realmente deseas perdonar.
La vida me ha enseñado a perdonar mucho, pero nunca a esperar perdón
El Señor no se cansa de perdonar. Somos nosotros los que nos cansamos de pedir perdón
Perdón que les diga, que como persona no me importa lo que ustedes crean, ni tampoco lo respeto ¿Porqué? porque no respeto lo que yo creo tampoco
El perdón es mejor que la venganza.
El que roba a un ladrón tiene cien años de perdón.
El perdón es la forma definitiva del amor.
El perdón es la forma definitiva del amor.
Pide perdón a Dios y deja tus pesares en el pasado!
¿Dónde está la salvación que, mortal, buscas? ¿De qué pediré perdón? No me importa, si en mi vida ni hay remedio ni entra Dios, me importa ser siempre yo, mis dioses colores son.
Si, lo admito. He llorado como un hombre pidiéndole perdón a quien considero mi ídolo, que yacía recostado, casi sin poder hablarme.
Si, lo admito. He llorado como un hombre pidiéndole perdón a quien considero mi í­dolo, que yací­a recostado, casi sin poder hablarme.
Máscara de viejo cuero sucio y peludo, no quería ya decir por favor y gracias y perdón.
¡Qué bonito es morirse un día tan blanco! Es verdad que esta blancura me presagia el perdón de Dios, y me recuerda que nada en la vida ha podido romper la verdadera pureza de mi alma.
Las lágrimas no piden perdón, lo merecen.
Me gustaría disculparme, retractarme y fustigarme a mí mismo públicamente hasta obtener el perdón de las personas a las que de manera involuntaria hubiese o hubiera podido ofender a través de mi personaje Torrente, un ser despreciable, mezquino, mal cristiano, mala persona, guarro, zafio y grasiento, con el que, insisto, una vez más, no comparto ninguna de sus opiniones o visiones del mundo.
El perdón es la única venganza aprobada por el universo.
Sí­, al sepulcro... Es lo que me han proporcionado mis conciudadanos... Pero los perdono.
El Dinero que obtengo, perdón, obtenemos de la protección de derechos de autor es necesario para todos, incluso para los niños del tercer mundo
El perdón es una decisión, no un sentimiento, porque cuando perdonamos no sentimos más la ofensa, no sentimos más rencor. Perdona, que perdonando tendrás en paz tu alma y la tendrá el que te ofendió.
Nosotros predicamos un Dios bueno, comprensivo, generoso y compasivo. Pero, ¿lo predicamos también a través de nuestras actitudes? Si queremos ser coherentes con lo que decimos, todos deben poder ver esa bondad, ese perdón y esa comprensión en nosotros.
Si no hemos perdonado nosotros, demos sentencia contra nosotros, que no merecemos perdón.
–Ja. Estoy siendo estúpido. ¿Dónde está el dinero? –¿Perdón, comandante? –Eso es lo que mi viejo sargento solía decir cuando estaba confundido, señor. Descubre dónde está el dinero y ya tienes la mitad del problema resuelto.
La mujer fue hecha para el amor y el perdón a favor
El perdón cae como lluvia suave desde el cielo a la tierra. Es dos veces bendito, bendice al que lo da y al que lo recibe.
Nada envalentona tanto al pecador como el perdón.
Lo que más odio es que me pidan perdón antes de pisarme.
El asesinato es lo único que elimina a la persona que hiere, de modo que la sociedad debe ocupar el lugar de la víctima y exigir en su nombre la expiación o conceder el perdón.
search