Las mejores 93 Frases de Oración - FrasesWiki.com

Encontramos 93 frases sobre Oración

Por las noches cuando rezo es tu nombre una oración, eres el amor más puro que llevo siempre en mi corazón
Hemos perdido nuestro espíritu en las regiones de lo abstracto y general, al igual que los monjes lo dejan marchitar en el mundo de la oración y la contemplación
Trabaja con el espíritu de oración. Estudia las cosas de este mundo, es tu deber, pero míralas solamente con un ojo, y el otro esté fijo en las realidades eternas. Ocúpate de las cosas de este mundo con una mano. Con la otra cógete a Dios como un niño se coge al vestido de su padre... Que mi alma, de hoy en adelante, quede así unida a Dios por Jesucristo
La más noble oración se logra cuando el orante se transforma, allá, en lo más íntimo, en aquello delante de lo cual se arrodilla.
En el momento en que me despierto, antes de ponerme el maquillaje, digo una pequeña oración para ti.
En el momento en que me despierto, antes de ponerme el maquillaje, digo una pequeña oración por ti.
No tengo más la potestad del gobierno de la Iglesia, pero en el servicio de la oración permanezco, como quien dice, en el recinto de San Pedro
Os pido que os unáis a mi oración por Siria, para que el diálogo constructivo sustituya a la terrible violencia.
Pensamos que la oración es algo intimista. Ya no creemos tanto, según me parece, en el efecto real, histórico de la oración.
La guitarra de Edge, por momentos, como en Love is blindness, es la oración más elocuente que cualquiera de las líricas que yo pueda componer. Este tipo habla con Dios cada vez que toca.
Que van a hacer jóvenes viejos cuando se mueran de aburrimiento, rezaran una oración porque se suelte el dinero.
Con constante oración y súplica pediremos al Hacedor de todas las cosas, conserve íntegro el número contado de sus escogidos en todo el mundo, por su amado Hijo y Siervo, Jesucristo Para conocerte a Ti, el solo Altísimo en las alturas Tú sólo eres el bienhechor de los espíritus y Dios de toda carne.
La oración es comunicación directa con el mismísimo dios.
La oración es comunicación directa con el mismí­simo dios.
Para Dios, todo deseo nuestro es como una oración.
Todo deseo es como una oración para Dios.
Tal y como la Nada se vuelve Dios mediante la oración, de igual forma la apariencia se torna naturaleza gracias a la expresión...
Que la soledad, la oración y el sacrificio sean la fuente de nuestro apostolado
Básicamente, estoy para cualquier cosa que te haga pasar la noche. Ya sea la oración, los tranquilizantes o una botella de Jack Daniels
La lectura del periódico es la oración matinal del hombre moderno
El que después de la oración abriga mejores sentimientos, ha obtenido ya respuesta a sus súplicas.
El deseo de orar es una oración en sí mismo.
El deseo de orar es una oración en sí­ mismo.
Mi oración es así. Tú estás en todo y todo en mí.
Mi oración es así­. Tú estás en todo y todo en mí­.
Un sólo pensamiento de gratitud hacia el cielo, es la oración más perfecta
Todos mis descubrimientos han sido respuestas a mis oraciones. Tomo mi telescopio y observo el espacio, lo que se encuentra a millones de kilómetros de distancia. No obstante, entro a mi habitación y, por medio de la oración, puedo acercarme más a Dios y al Cielo que si contara con todos los telescopios que hay en la Tierra
El Salvador Jesús nos ofreció el ejemplo de la vida activa, cuando durante el día se dedicaba a ofrecer signos y milagros en la ciudad, pero mostró la vida contemplativa cuando se retiraba a la montaña y pasaba la noche dedicado a la oración.
Nada fortifica tanto las almas como el silencio, que es como una oración íntima en que ofrecemos a Dios nuestras tristezas.
Poseía un extraño hábito autobiográfico que lo llevaba a componer mentalmente una breve oración sobre sí mismo, con el sujeto en tercera persona y el predicado en tiempo pretérito.
Es el amado Dios de la música, a quien todos los compositores deberían elevar una oración antes de ponerse a trabajar, para que los salve de la mediocridad.
Está escrito en lenguaje cristiano, pero se puede aplicar a cualquier parte. Es el concepto de la oración positiva. Si quieres conseguir un auto, consigue las llaves del auto. Lo entiendes? Imagine dice eso.
La oración del cristiano nunca es monólogo.
La oración es el cimiento del edificio espiritual. La oración es omnipotente.
Si queréis entregaros a Dios en el mundo, antes que sabios —ellas no hace falta que sean sabias: basta que sean discretas— habéis de ser espirituales, muy unidos al Señor por la oración: habéis de llevar un manto invisible que cubra todos y cada uno de vuestros sentidos y potencias: orar, orar y orar, expiar, expiar y expiar
Alegría, oración y comunión son el secreto de nuestra resistencia
Dios no abandona a ninguno, quien a Él recurre con el corazón limpio del pecado y con la oración bien hecha, obtendrá todo lo que necesite
El alma que venza la potencia del demonio no lo podrá conseguir sin oración ni podrá entender sus engaños sin mortificación y sin humildad
Personalmente, cuando hablo solo con Dios y la Virgen, más que adulto prefiero sentirme niño. La mitra, el solideo, el anillo desaparecen, mando de vacaciones al adulto y también al obispo, para abandonarme a la ternura espontánea que tiene un niño delante de papá y mamá. El rosario, oración simple y fácil, a su vez, me ayuda a ser niño y no me avergüenzo de ello en absoluto
A través de la oración, Dios se revela en primer lugar como Misericordia, es decir, como Amor que va al encuentro del hombre que sufre. Amor que sostiene, que levanta, que invita a la confianza
La familia está llamada a ser templo, o sea, casa de oración: una oración sencilla, llena de esfuerzo y ternura. Una oración que se hace vida, para que toda la vida se convierta en oración.
¿Me amarás? Murmuraste. Lenta y grave vibró en mis labios la promesa suave de la dulce, la amable moabita. Y fue como un ¡amén! En ese instante el toque de oración que alzó vibrante la rítmica campana de la ermita.
El fin de la oración no es alcanzar lo que pedimos, sino transformarnos.
La teoría del comunismo se puede reducir a una oración: Abolir toda propiedad privada
Tan pronto como me convertí en cristiana, la cosa número uno para mi fue la oración... pero el secreto es que, cuando oro, creo, no tengo dudas sobre ello, tan sólo encuentro la alegría en medio de la dificultad
No he logrado nada solo. Millones de personas en todo el mundo ansiaban la paz. Por eso digo que no hay que minusvalorar el poder de la oración.
No he logrado nada solo. Millones de personas en todo el mundo ansiaban la paz. Por eso digo que no hay que minusvalorar el poder de la oración.
Debemos amar la oración. La oración dilata el corazón hasta el punto de hacerlo capaz de contener el don que Dios nos hace de sí­ mismo.
El fruto del silencio es la oración. El fruto de la oración es la fe. El fruto de la fe es el amor. El fruto del amor es el servicio.
La oración es la llave de la mañana y el cerrojo de la noche
Satisfacer un simple corazón con un sencillo acto es mejor que miles de personas inclinándose en oración
Si debo morir moriré en una asamblea de oración. Os equivocáis al creer que podéis protegerme, porque únicamente Dios es mi protector.
Para cada cosa hay una cara y la cara de una religión es la oración
Enseñar a un niño una lección del catecismo, una oración como el padrenuestro o el avemaría, es una acción mucho mayor y más meritoria a los ojos de Dios que ganar una batalla.
Pido también a Dios y deseo con toda mi alma que siempre os sintáis en presencia de Dios, porque esto anima la oración y hace crecer todas las virtudes.
Ser un cristiano sin oración no es más posible que de estar vivo sin respirar
La oración como medio de iluminación espiritual es un acto vital normal por medio del cual la isla pequeña de nuestra personalidad de repente descubre que está situada dentro de un todo vital mayor.
Y ahora rezo una oración helado de terror más ningún dios responde aún de Ocho y medio, Desaparezca aquí.
La meditación y la oración alimentan el alma.
La oración es simple, tan simple como un niño que le dice lo que quiere a sus padres.
Antes de dar la bendición os pido un favor, que pidáis al Señor la bendición para su obispo. Hagamos en silencio esta oración vuestra por mí
Tú crees en un vago y quimérico Dios, o en un santo especial, y, para curar males, en alguna oración. Más yo creo en las horas azules y rosadas que tú a mí me procuras y en voluptuosidades de hermosas noches blancas. Y tan profunda es mi fe y tanto eres para mí, que en todo lo que yo creo sólo vivo para ti.
La oración es el pan y la vida del alma, es el respiro del corazón, no quiero ser más que esto, un fraile que ama.
Reza, espera y no te preocupes. La preocupación es inútil. Dios es misericordioso y escuchará tu oración... La oración es la mejor arma que tenemos, es la llave al corazón de Dios. Debes hablarle a Jesús, no solo con tus labios sino con tu corazón. En realidad, en algunas ocasiones debes hablarle solo con el corazón...
La salvación de muchos depende de la oración de pocos.
Reza, espera y no te preocupes. La preocupación es inútil. Dios es misericordioso y escuchará tu oración... La oración es la mejor arma que tenemos; es la llave al corazón de Dios. Debes hablarle a Jesús, no solo con tus labios sino con tu corazón. En realidad, en algunas ocasiones debes hablarle solo con el corazón.
Todos los días antes de la cena y antes de ir a los servicios de los domingos, mi abuela leía la Biblia para mí, y mi abuelo oraba. Incluso teníamos devocionales antes de ir a recoger algodón en los campos. La oración y la Biblia, se convirtieron en una parte de mis pensamientos cotidianos y creencias. Aprendí a poner mi confianza en Dios y a buscarlo con toda mi fuerza
La oración es el encuentro de la sed de dios y de la sed del hombre.
Con tal de estar con Dios, ¿qué más da que sea de una manera o de otra? Puesto que realmente sólo le buscamos a Él, y no lo encontramos menos en la mortificación que en la oración -sobre todo cuando nos envía la enfermedad-, nos deben parecer tan buenas tanto la una como la otra
Habéis de ser paloma, no solamente al volar en la oración, sino también en el nido y con todos los que están a vuestro alrededor
La atención absolutamente pura y sin mezcla es oración.
La oración no cambia a Dios, pero sí­ cambia a quien ora.
La oración no cambia a Dios, pero sí cambia a quien ora.
Debemos amar la oración. La oración dilata el corazón hasta el punto de hacerlo capaz de contener el don que Dios nos hace de sí mismo.
El fruto del silencio es la oración. El fruto de la oración es la fe. El fruto de la fe es el amor. El fruto del amor es el servicio.
El fruto del silencio es la oración. El fruto de la oración es la fe. El fruto de la fe es el amor. El fruto del amor es el servicio. El fruto del servicio es la paz.
La alegría es oración, la señal de nuestra generosidad, de nuestro desprendimiento y de nuestra unión interior con dios.
La oración es el mejor regalo de amor que le puedes dar a todo el que amas
Para mí la oración es un impulso del corazón, una sencilla mirada al cielo, un grito de agradecimiento y de amor en las penas como en las alegrías.
La oración debería ser la llave del día y el cerrojo de la noche.
La oración deberí­a ser la llave del dí­a y el cerrojo de la noche.
Antes de postrarte en oración, lanza de ti cuando puede embarazar el vuelo de tu espíritu.
Sé previsor, vela en la oración, humíllate en toda ocasión
Antes de postrarte en oración, lanza de ti cuando puede embarazar el vuelo de tu espí­ritu.
Denme un hombre de oración, y será capaz de todo
Es preciso que tú y yo tomemos la resolución de no faltar nunca a la oración diaria. Digo: diaria, hijas mías, pero si pudiese, diría: no la dejemos nunca
La oración es para el alma lo que el alimento es para el cuerpo
Señor si tú, estuvieras en mi lugar, ¿que harías en esta oración?
La acción es una oración sin palabras... La acción buena contiene todas las filosofías, todas las ideologías, todas las religiones
Nosotros hemos tenido la oportunidad de conocer al hombre quizá mejor que ninguna otra generación. ¿Qué es, en realidad, el hombre? Es el ser que siempre decide lo que es. Es el ser que ha inventado las cámaras de gas, pero asimismo es el ser que ha entrado en ellas con paso firme musitando una oración.
El rey de los cielos muy bien escuchó: remonta los vientos para otra región, deshizo las nubes, después se acostó. Los indios lo cubren con una oración.
Aún más conmovedoras a la luz de linternas las oraciones en noches frí­as.
search