Las mejores 292 Frases de Fortuna - FrasesWiki.com

Encontramos 292 frases sobre Fortuna

La concordia aumenta las fortunas pequeñas. La discordia arruina las más grandes
El capitalismo empieza con la premisa de que la competencia producirá inevitablemente desigualdad, dependiendo de las diferencias de talento, laboriosidad y fortuna.
Tuve la fortuna de topar con libros que no eran demasiado puntillosos con el rigor lógico, pero que en cambio hacían resaltar con claridad las ideas principales.
Si dais la impresión de necesitar cualquier cosa no os darán nada; para hacer fortuna es preciso aparentar ser rico.
Si dais la impresión de necesitar cualquier cosa no os darán nada, para hacer fortuna es preciso aparentar ser rico.
Lo más importante para la democracia es que no existan grandes fortunas en manos de pocos.
El sol brilla para todos y no hace pagar sus rayos, y el mismo puñado de tierra nos cubrirá a nosotros como a los conquistadores de la fortuna y de la vida
La fortuna es como la policía: siempre llega tarde.
La fortuna, el triunfo, la gloria, el poder pueden aumentar la felicidad, pero no pueden crearla. Sólo los afectos la dan
La fortuna es como un vestido: muy holgado nos embaraza, muy estrecho nos oprime
Hay tan pocas grandes fortunas libres de culpa, que yo perdono a vuestros padres el que no os hayan dejado ninguna.
Al hombre que hace fortuna en un año habría que ahorcarlo al cabo de doce meses
La fortuna es de vidrio, brilla, pero es frágil.
¿Para qué te sirven el amor, la fortuna, la instrucción y la riqueza, si no te concedes el tiempo de gozarlos a tu gusto?
Si busco en mis recuerdos los que me han dejado un sabor duradero, si hago balance de las horas que han valido la pena, siempre me encuentro con aquellas que no me procuraron ninguna fortuna.
Es necesario tener el apetito del pobre para gozar la fortuna del rico.
Hay personas a las que la fortuna no les preocupa más que el miedo de perderla.
Hay personas a las que la fortuna no les procura más que miedo de perderla.
Cada cual es artífice de su propia fortuna.
¿Cómo no será absurdo que cuando uno es feliz no se reconozca con verdad la felicidad que posee por no querer declarar felices a los que viven, a causa de las mudanzas de las cosas y por entender la felicidad, mientras las vicisitudes de la fortuna giran incesantemente en torno de ellos?
Después por un juego de la fortuna me vi convertido en novelista, y comprendí que la fortuna tenía razón.
Llama. A tu casa voy con ángeles, palabras. Dame algún consuelo de amor, sonrisa pálida. Pálida paloma, ausencia de mis ojos, fortuna que perdí y hallo vestida, hermosa.
Son los conquistadores del mundo buscando la fortuna química personal, el sport y el confort viajan con ellos, llevan la educación de las razas, las clases y las bestias, en ese navío.
Soy un hombre feliz por tener una profesión que me permite viajar tanto. Y también puedo hablar de fortuna al decir que soy pianista. Un gran instrumento el piano, lo suficientemente grande para no poder llevárselo. En lugar de practicar puedo leer, comer, beber y dedicarme a otras actividades. ¿No soy un hombre afortunado?
La personalidad del hombre determina por anticipado la medida de su posible fortuna.
Hay hidrópicos de la suerte que no tienen ánimo para vencerse a sí mismos si les está bailando el agua la fortuna.
La fortuna se cansa de llevar siempre a un mismo hombre sobre las espaldas
Lo cierto es que a todo héroe le apadrinan el valor y la fortuna, ejes ambos de toda heroicidad.
Prevén en la fortuna próspera para la adversa
Tiene la mentada fortuna muchos quejosos y ningún agradecido.
La fortuna se cansa de llevar siempre a un mismo hombre sobre las espaldas.
Soy rico, pero no veo en la fortuna más que un instrumento para obrar el bien con mayor prontitud y eficacia.
Si los hombres pudieran conducir todos sus asuntos según un criterio firme, o si la fortuna les fuera siempre favorable, nunca serían víctimas de la superstición.
No se puede gobernar a base de impulsos de una voluntad caprichosa, sino con sujeción a las leyes. No se pueden improvisar fortunas, ni entregarse al ocio y a la disipación, sino consagrarse asiduamente al trabajo, disponiéndose a vivir, en la honrada medianía que proporciona la retribución que la ley les señala
Hacemos nuestra fortuna y la llamamos destino.
La fortuna, el éxito, la gloria el poder pueden aumentar la felicidad, pero no darla. Sólo el cariño da la dicha.
El hombre es a veces más generoso cuando tiene poco dinero que cuando tiene mucho, quizá por temor a descubrir su escasa fortuna.
La felicidad no se produce por grandes golpes de fortuna, que ocurre raras veces, sino por pequeñas ventajas que ocurren todos los días.
La felicidad no se produce por grandes golpes de fortuna, que ocurren raras veces, sino por pequeñas ventajas que ocurren todos los días.
Más de un hombre hubiera sido peor si su fortuna hubiese sido mejor.
En cualquier adversidad de la fortuna, la mayor infelicidad es haber sido feliz.
En toda adversidad de fortuna, el mayor mal es haber sido antes felices.
Para amasar una fortuna no se requiere ingenio, lo preciso es carecer de delicadeza.
Para amasar una fortuna no se requiere ingenio, lo que es preciso es carecer de delicadeza
¿Qué nombre le pondré? -preguntóse a sí mismo-. Le llamaré Pinocho. Este nombre le traerá fortuna. He conocido una familia de Pinochos. Pinocho el padre, Pinocha la madre y Pinocho los chiquillos, y todos lo pasaban muy bien.
La nobleza de sangre es un accidente de fortuna, son las acciones nobles las que caracterizan al grande.
Muchos dicen que han cumplido con su deber, y a mí, me da mucho gusto no haber cumplido ni con la mínima parte de él, para desgracia o fortuna de esta patria
Donde mis compañeros veían muescas de tinta en páginas incomprensibles yo veía luz, calles y gentes. Las palabras y el misterio de su ciencia oculta me fascinaban y me parecían una llave con la que abrir un mundo infinito y a salvo de aquella casa, aquellas calles y aquellos días turbios en les que incluso yo podía intuir que me aguardaba escasa fortuna
La vida es la hipoteca del alma: aunque uno salga con buenas intenciones, ir avanzando implica cometer traiciones, con los demás o con uno. Hay quien tiene la fortuna de no caer demasiado en ello y quien directamente es un hijo de puta, pero el dilema sobre si hacemos o no lo correcto lo tenemos todos.
Para mí la única fortuna, ya le digo, es la de saber vivir, la de ser libre. Y el dinero no libera, querido comisario. Mire usted alrededor, lea los periódicos. Piense en todos los crímenes y guerras y mentiras que acarrea el dinero. Libertad y dinero son conceptos opuestos. Como lo son también libertad y miedo.
Había sido invencible Pompeyo mientras no había hecho nada saludable y justo, y ahora, cuando quería salvar la patria, y combatir por la libertad, lo abandona su próspera fortuna
Cada hombre es el arquitecto de su propia fortuna.
La religión es una potencia armonizadora, consuelo de los desgraciados y freno de los favorecidos de la fortuna
Detrás de cada fortuna, hay un crimen
El hombre de genio ha de obtener lo que necesita para no depender de nadie. Mas si obtenida esta tranquilidad pierde el tiempo en aumentar su fortuna, no es un hombre de genio, sino un miserable
He tocado con mucha gente diferente, y un buen día tuve la fortuna de conocer a Mick y a Keith y entrar en los Rolling Stones. Ésta es la música que yo hago, los Rolling Stones soy yo, son mi vida, el resto son pasiones e intereses alternativos.
Me faltó fortuna para ganar un gran premio, pero la tuve para retirarme vivo
Antiguamente, cuando las fortunas se hacían en la guerra, la guerra era un negocio, ahora que las fortunas se hacen en los negocios, los negocios son una guerra.
Es la fortuna, no la sabiduría, la que gobierna la vida del hombre.
No solamente es ciega la fortuna, sino que de ordinario vuelve también ciegos a aquellos a quienes acaricia.
La fortuna material es asociada con las propiedades del cuerpo, por lo que el honor pertenece a las propiedades del alma.
Aprende a soportar los cambios de la fortuna con nobleza.
Las desgracias, al igual que la fortuna, sólo llegan cuando las hemos buscado con nuestros actos.
La fortuna se mueve aprisa, y casi todos los hombres despacio. Por eso tan pocos la alcanzan.
El trabajo es la fortuna del hombre.
La fortuna que se hace en un momento se parece a las camisas improvisadas, que no concuerdan las mangas.
La fortuna de los ricos, la gloria de los héroes, la majestad de los todo acaba en un aquí yace.
Los espectros del hambre y la miseria se levantan tras nosotros, y para evitar que nosotros y nuestras familias seamos presas de sus terribles garras, corremos todos tras la fortuna, aunque la hayamos de conquistar, directa o indirectamente, en detrimento de nuestros semejantes
La buena suerte no es casual, es producto del trabajo, así la sonrisa de la fortuna tiene que ganarse a pulso.
No existe posesión de mayor precio que un amigo de veras, en ésta suelo descansar, y con ella consolarme de los posibles desafueros de la fortuna.
No hagas estima de ti por tu apersonamiento físico o los bienes que la fortuna te deparó, sino por tu prestancia moral o los bienes del alma.
Es una gran felicidad ver a nuestros hijos alrededor de nosotros, pero de esta buena fortuna nacen las mayores amarguras del hombre.
No fue ilustre, es verdad, placidísimo anciano, la línea de tu estirpe, ni tu árbol genealógico se remonta a ancestros lejanos, pero tu enorme fortuna compensó tu linaje y ocultó la bajeza de tus padres.
Cuando la fortuna sonríe, ¿qué necesidad hay de amigos?
La fortuna, en verdad, ayuda a aquellos que tienen buen juicio.
No hay ningún hombre absolutamente libre. Es esclavo de la riqueza, o de la fortuna, o de las leyes, o bien el pueblo le impide obrar con arreglo a su exclusiva voluntad.
Jamás el esfuerzo desayuda a la fortuna.
Tengo la fortuna de haber hecho canciones que perduran y eso hace que yo esté aquí todavía.
El hombre tiene en sus propias manos el molde de su fortuna.
La fortuna lo hizo tonto, mientras que a ella la volvió hermosa.
Quien posee mujer e hijos ha entregado rehenes a la fortuna
Más fácil es hallar la fortuna que detenerla, como más fácil es ganar lo ajeno que conservarlo
No es dichoso aquél a quien la fortuna no puede dar más, sino aquel a quien no puede quitar nada.
La fortuna hace aparecer nuestras virtudes y nuestros vicios como la luz hace aparecer los objetos
La fortuna no parece tan ciega a aquellas personas que nunca han recibido sus favores.
La mayor parte de las gentes no juzgan a los hombres más que por su popularidad o por su fortuna
La moderación de las personas felices se debe a la placidez que la buena fortuna da a su temperamento.
La moderación es un temor a caer en la envidia y en el desdén que merecen los que se embriagan con su dicha, es una vana ostentación de la fuerza de nuestro ánimo, y finalmente, la moderación de los hombres que se ven muy encumbrados es un deseo de parecer más grandes aún que su buena fortuna.
Las personas afortunadas se corrigen poco: Creen tener siempre razón mientras la fortuna sostiene su mala conducta.
Mayores virtudes se precisan para sostener la buena fortuna que la mala.
Un viejo sólo existe por lo que posee. Desde el momento que no posee nada, se le arrumba con la basura. A esta edad avanzada sólo se puede escoger entre el asilo y la fortuna.
La fortuna de comprender que el suelo sobre el que permaneces no puede ser más grande que los dos pies que lo cubren
Porque en rosas y miel se abrió mi cuna mintió sonrisa eterna la fortuna. Todo se mudó al fin, como se mudan la onda, el viento, la mujer, la luna.
Solamente cuando madura cae el fruto de la fortuna.
Bien danza, a quien la fortuna canta.
No soy tan y tan bueno, lo que ocurre es que tengo la fortuna de jugar en el Barça
He tenido amigos que han actuado amablemente hacia mí, y ha sido mi buena fortuna causante de tener el poder de darles pruebas substanciales de mi gratitud.
...la composición se disuelve, la complexión se cambia, la figura se muda, el ser se altera, la fortuna varía, permaneciendo siempre los elementos lo que son en sustancia y perseverando el principio material único (que es la verdadera sustancia de las cosas, eterna, ingenerable, incorruptible) en aquello mismo que fue siempre.
Fortuna... La perversa no soy yo, que -ciega- extiendo la mano indiferentemente a quien se me presenta, claro u oscuro, sino quien así los hace y quien así los deja y me los envía
Si así, dioses, limpiamos nuestra morada, si así renovamos nuestro cielo, nuevas serán las constelaciones e influjos, nuevas las impresiones, nuevas las fortunas, porque todo depende de este mundo superior y efectos contrarios dependen de causas contrarias.
Boca besada no pierde fortuna, es más renueva como la luna
La sangre noble es un accidente de la fortuna, las acciones nobles caracterizan al verdadero grande
Dos semanas más tarde, el plancha pantalones mágico estaba instalado. Fuera, en un letrero colgante, los nombres de Marx y de Jefferson se balanceaban orgullosamente. En la actualidad, estos nombres representan teorías políticas tan distanciadas como la mayor parte de los matrimonios, pero para aquellos Marx y Jefferson concretos sólo significaban la fama y la fortuna
Hijo mío, la felicidad está hecha de pequeñas cosas: Un pequeño yate, una pequeña mansión, una pequeña fortuna.
¡Con qué frecuencia se nos obligó a cargar con fortuna parcialidad hacia el injusto!
¡Pero no todos tenemos la fortuna de usted! Tenemos empleos, vamos al trabajo y regresamos de él en tranvías, autobuses y metros atestados, a duras penas tenemos un minuto que podamos llamar nuestro.
En resumen: 1) El cosmos es una rueda de la fortuna gigante dando 10 000 revoluciones por minuto. 2) El hombre es una mosca mareada dando un paseo en esa rueda. 3) La religión es la teoría de que la rueda fue diseñada y puesta en marcha para darle el paseo
La única porción de fortuna es la felicidad familiar
El genio se descubre en la fortuna adversa, en la prosperidad se oculta.
La fortuna es como un vestido: muy holgado nos embaraza, y muy estrecho nos oprime.
Las heces amargas de la fortuna se pierden en el drenaje.
Detrás de cada gran fortuna hay un delito.
El secreto de las grandes fortunas es un crimen olvidado efectuado con limpieza. La ley no castiga a los ladrones sino cuando roban mal
El tiempo es el único capital de aquellos que sólo poseen la fortuna de su inteligencia
El tiempo es el único capital de las personas que no tiene más que su inteligencia por fortuna.
El tiempo es el único capital de las personas que no tienen más que su inteligencia por fortuna.
En la adversa fortuna suele descubrirse al genio, en la prosperidad se oculta.
Es falso que se haya hecho fortuna, cuando no se sabe disfrutarla.
La fortuna es como un vestido: muy holgado nos embaraza, muy estrecho nos oprime.
En ser indio mi vanidad se funda, porque el indio socorre en su miseria a los vasallos de Isabel Segunda. ¡Fortuna y gloria al hombre que se precia de respeto infundir hasta la muerte! Dios, por invulnerable, la desprecia, y, por su dignidad, el varón fuerte
Hay un método secreto para volver del casino con una pequeña fortuna: ir con una gran fortuna.
Un talismán es cualquier objeto, sagrado o profano, con o sin apropiadas inscripciones de símbolos, no cargado, o consagrado mediante adecuado ritual mágico o meditación. Entre otras cosas ejerce en quien lo lleva un efecto auto-sugestivo. Está hecho para servir a una finalidad específica, para traer buena fortuna en algún sector de la vida o para alcanzar una meta específicamente denominada.
El origen de todas las grandes fortunas es la falta de delicadeza.
El esclavo sólo tiene un dueño, el ambicioso, tantos como personas le puedan ser útiles a su fortuna.
Nada dura más que una fortuna moderada y nada llega antes a su término que una gran fortuna.
Un hombre sabio se cura de la ambición por la ambición propia, y su objetivo es tan elevada que las riquezas, la oficina, la fortuna, y el favor de no satisfacerlo.
Dueño del Universo, yo regulo su fortuna. Puedo nombrar reyes, puedo deponerlos, pero de mi corazón yo no puedo responder.
Así, las 255 fortunas privadas más importantes del mundo suman, en conjunto, un billón de dólares, que equivale a la renta anual acumulada de los 2.500 millones de personas más pobres del planeta, es decir, el 40% de la población mundial.
La verdad no lleva a la fortuna, ni el pueblo da embajadas, cátedras ni pensiones
La pobre Bella no dejaba de afligirse por la pérdida de su fortuna, pero se decía a sí misma: -Nada obtendré por mucho que llore. Es preciso tratar de ser feliz en la pobreza.
Nosotros estamos en un vehículo mucho más seguro que los jinetes, porque ellos van suspendidos encima de caballos con miedo no sólo de nosotros, sino también de caerse, mientras que nosotros, bien firmes sobre la tierra, golpearemos con mucha más fuerza, si alguien nos ataca, y tendremos mucha más fortuna en lo que queramos.
Soy el hombre de la libertad, esa es toda la fortuna que tengo
La educación formal te dará un medio de vida, la auto formación te hará ganar una fortuna
La fortuna, la felicidad y la paz mental, aguardan a aquellos que aprenden a buscar el milagro escondido dentro de las cosas comunes.
La instrucción formalmente adquirida le hará ganarse la vida, la autodidáctica le dará una fortuna.
Las ganancias son mejores que los salarios... un salario te permite pagar las cuentas, lo cual esta bien... pero las ganancias te traen una fortuna
El milagro de existir, el instinto de buscar, la fortuna de encontrar, el gusto de conocer
¡Qué instable es la fortuna en esta vida! Apenas nos muestra un día su rostro favorable para mirarnos con ceño muchos meses.
Si a ratos me puso cuernos la fortuna fue de forma fraudulenta.
En la guerra, la fortuna es variable. Por eso, el guerrero prudente no debe menospreciar al enemigo.
Nunca cruza por la mente de los necios la manera de como están encadenados el mérito y la fortuna, si ellos poseyeran la piedra filosofal no la tendrían los sabios.
Por fortuna, el hombre no es capaz más que de una cierta medida de infelicidad, pasada ésa, queda o anonadado o indiferente.
Sobre la gran balanza de la fortuna, raramente se detiene el fiel, debes subir o bajar, debes dominar y ganar, o servir y perder, sufrir o triunfar, ser yunque o martillo.
Sobre la gran balanza de la fortuna, raramente se detiene el fiel, debes subir o bajar, Debes dominar y ganar o servir y perder, sufrir o triunfar, ser yunque o martillo
La política es el arte de inventar un recurso a cada nuevo recurso de los contrarios, de convertir los reveses en fortuna, de adecuarse al momento presente, sin que la adecuación cueste el sacrificio, o la merma importante del ideal que se persigue, de cejar para tomar empuje, de caer sobre el enemigo, antes de que tenga sus ejércitos en fila, y su batalla preparada.
Así por sus altos fines dispone y permite el cielo que puedan mudar al hombre fortuna, poder y tiempo.
Y fortuna que se canta / siempre se la lleva el aire.
Fortuna que se canta siempre se la lleva el aire.
Las revoluciones son tiempos en que el pobre no está seguro de su honradez, ni el rico de su fortuna, ni el inocente de su vida.
Los cambios súbitos de fortuna tienen un gran inconveniente: los enriquecidos no han aprendido a ser ricos, ni los arruinados a ser pobres
Es propio del varón sabio, luego de haber dispuesto lo que está en su mano con toda la posible industria y diligencia, de mostrarse resignado con lo que se le diere la fortuna.
Yo pude haber ganado una fortuna pero... ¿para qué?. La amistad es la verdadera fortuna que un hombre puede tener
LLevas a César y a la fortuna de Julio César
Los demás hombres son dueños de su fortuna, el avaro es esclavo de la suya.
¡Querer y ser querida! Ni quiero más ni aspiro a mayor fortuna.
Cuando la fortuna viene, tómala a mansalva y por delante, pues por detrás es calva.
Cuando la fortuna viene, tómala a mansalva y por delante, pues por detrás es calva.
En las federaciones de la amistad suele haber un pacto tácito: el de la igualdad de ingenio y de fortuna. El que brilla más, el que sube más, está fuera del pacto, se le declara la guerra.
Esa mujer es la luna, que en azar de amable guerra, va arrastrando por la tierra mi esperanza y mi fortuna.
En el origen de todas las fortunas hay cosas que hacen temblar.
La fortuna juega a favor de una mente preparada.
Si el rango y el dinero vienen acompañados del amor y la virtud, los aceptaría agradecida y gozaría con vuestra buena fortuna, pero sé por experiencia cuánta felicidad real se encuentra en una casa pequeña, donde se gana el pan diario y algunas privaciones dan mayor dulzura a los pocos placeres.
No es verdad que se haya hecho fortuna cuando no se sabe disfrutar de ella.
Ponpeya sobrevivió a sus batallas, pero acabó su fortuna.
Saber morir es la primera fortuna para los hombres.
Si soy el que amas, tu lamento baste, si lamentas fortunas, eso amaste.
Riobamba, la bella, grande y noble, ha sido y es gloria y fortuna, para quienes nacieron en ella
Un día comprendió como sus brazos eran solamente de nubes, imposible con nubes estrechar hasta el fondo un cuerpo, una fortuna.
Soy agnóstico y para mí la vida es un bello desafío. Y como tengo la fortuna de saber interrelacionar dialécticamente todo lo que ocurre (soy Marxista) nunca he necesitado ni de supercherías religiosas ni de búsquedas de la luz para saber dónde está el camino que quiero recorrer.
Creo en la censura, después de todo, he hecho una fortuna a su cuenta.
La honestidad es incompatible con amasar una fortuna.
He tenido la fortuna de entrenar al equipo de mi vida, el Racing. Pero tuve la mala suerte de que pasó una paloma y se cagó precisamente en mi tejado.
El niño pobre ha de ocupar un puesto en la escuela, no según su condición y fortuna, sino según su capacidad. Ha de poder, si sus actitudes se lo permiten, seguir todos los grados, competir con el rico, ocupar un puesto a su lado y aún sobrepasarle.
Y si tú me recuerdas alguna vez en solitarias horas, no será por los triunfos y laureles que siembre a fortuna en mi camino, sino por la recóndita armonía que vibró de tus ojos en mi mente, y arrancó, reflejada en mis cantares, tal vez una sonrisa de tus labios.
La fortuna a muchos da demasiado, a nadie lo suficiente.
La Fortuna da demasiado a muchos, pero a ninguno bastante.
Un triunfo sólo sienta bien a los muertos. La fortuna de un muerto está al abrigo de los reveses, hasta sus derrotas adquieren un resplandor de victoria
De todos los medios que conducen a la fortuna, los más seguros son la perseverancia y el trabajo.
Yo creo en América. América ha hecho mi fortuna.
Por muy elevado que la fortuna haya puesto a un hombre, siempre ha necesitado a un amigo.
¿Saben qué es más duro que los reveses de la fortuna? La cruenta ingratitud del hombre
Hay tan pocas grandes fortunas libres de culpa, que yo perdono a vuestros padres el que no os hayan dejado ninguna
La contraria fortuna hace a los hombres prudentes
No hay cosa en este mundo que no se mude: el que hoy está abatido, mañana sube, que la fortuna, como viene de prisa, pronto se muda.
Si la memoria pierdes cuando estás alto, haces ver que no vales lo que has logrado. ¡Fortuna loca, siempre eres enemiga de la memoria!
No hay desierto como el vivir sin amigos, la amistad multiplica los bienes y reparte los males, es el único remedio contra la adversa fortuna, y un desahogo del alma.
No tiene, pues, Amor ni tu belleza o dureza o fortuna o gran desvío la culpa de mi mal, destino o suerte, si en tu corazón muerte y piedad llevas al tiempo, el bajo ingenio mío no sabe, ardiendo, sino sacar de ahí muerte
Cada cual se fabrica su destino, no tiene aquí fortuna parte alguna.
Esta que llaman fortuna, es una mujer borracha y antojadiza, y sobre todo, ciega, y así no ve lo que hace, ni sabe a quien derriba.
Esta que llaman por ahí Fortuna es una mujer borracha y antojadiza, y sobre todo, ciega, y así no ve lo que hace, ni sabe a quien derriba.
La baja fortuna jamás se enmendó con la ociosidad ni con la pereza
La valentía que no se funda sobre la base de la prudencia se llama temeridad, y las hazañas del temerario más se atribuyen a la buena fortuna que a su ánimo.
Cuando la muerte ha igualado las fortunas, las pompas fúnebres no deberían diferenciarlas.
El lujo está siempre en proporción con el desnivel de las fortunas.
No hay hombre a quien la fortuna no vaya a visitarlo alguna vez en la vida, pero cuando no lo halla dispuesto a recibirla, entra por la puerta y sale por la ventana
Aún confío en la fortuna y en la alegría también, mi cabeza está muy alta y sé que todo saldrá bien
El jugador es un ladrón de su fortuna, de su tiempo, de su libertad y de su salud
Con fortuna, cualquiera es virtuoso.
...de la fortuna depende la mitad de nuestras acciones, pero nos deja dirigir la otra mitad o algo menos...
...la fortuna es mujer y, si se quiere dominarla, hay que maltratarla y tenerla a freno.
...los que llegan a ser príncipe por la fortuna, les resulta fácil ascender, pero muy difícil mantenerse en el poder...
Donde hay buena disciplina, hay orden y rara vez falta la buena fortuna
La firme decisión demuestra que la fortuna no tiene ningún poder sobre ella
La costumbre de ver el buen lado de cada cosa vale una fortuna. Todas las cosas tienen un lado bueno y otro malo y si sólo consideramos lo malo, nos parecerá que estamos en un mundo insoportable
El hombre venturoso no espera nunca que algo le mude la fortuna
La fortuna y el amor son amigos del audaz
Mientras seas feliz, tendrás amigos, pero si la fortuna te es adversa, te quedarás solo
¿No meditas cuán buena nuestra fortuna ha sido para que al fin estemos uno del otro al lado, para que seas mía, para ser yo tu amado?
Aquí, en fin, la cortesía, el buen trato, la verdad, la firmeza, la lealtad, el honor, la bizarría, el crédito, la opinión, la constancia, la paciencia, la humildad y la obediencia, fama, honor y vida son caudal de pobres soldados, que en buena o mala fortuna la milicia no es más que una religión de hombres honrados
Y el artista es aquel que supera todos los inconvenientes que hay entre él y la obra. Los inconvenientes son de todo tipo: psicológicos, anímicos, materiales, económicos, y son también de fortuna. Cuando se superan todos esos inconvenientes es posible que se pueda ser artista.
Quien dice socialismo en el buen y verdadero sentido de la palabra, dice naturalmente libertad del comercio y de la industria, mutualidad del seguro, reciprocidad del crédito, del impuesto, equilibrio y seguridad de las fortunas, participación del obrero en los destinos de las empresas, inviolabilidad de la familia en la transmisión hereditaria
FÍGARO- Yo era pobre, me despreciaban. Demostré algún ingenio. Una mujer bonita y un poco de fortuna...
Fortuna y audacia van siempre juntas.
Cuando la fortuna nos muestra una cara más hermosa que nunca, es precisamente cuando se está fraguando la tormenta sobre nuestras cabezas.
La ciencia de adquirir riquezas está en encontrar cierta cantidad de hambrientos, pagarles tres monedas, hacerles producir por diez, amontonar una fortuna y acrecentarla de inmediato mediante algún golpe de mano con ayuda del Estado
Prefiere el bastón de la experiencia al carro rápido de la fortuna. El filósofo viaja a pie
Prefiero el bastón de la experiencia que el carro rápido de la fortuna. El filósofo viaja a pie.
El sabio es artífice de su propia fortuna.
La fortuna no está hecha para los poltrones y para alcanzarla, antes que mantenerse bien sentado hay que correr tras ella.
La fortuna no está hecha para los sillones: para alcanzarla, antes que mantenerse bien sentado hay que correr tras ella.
Las espléndidas fortunas, cual acontece con los vientos impetuosos, producen grandes naufragios
¡Cuán cierto es que la fortuna está muy fuera del alcance del juicio humano, y que respecto a ella nada sirven nuestros raciocinios!
La fortuna no está hecha para los sillones: para alcanzarla, antes que mantenerse bien sentado hay que correr tras ella.
El hombre que hace su fortuna en un año debería ser ahorcado doce meses antes.
El carácter de cada hombre es el árbitro de su fortuna
Siempre el hombre piensa una cosa, y la fortuna otra.
Nadie pueda amasar una fortuna sin hacer harina a los demás. -Manolito.
Nadie puede amasar una fortuna sin hacer harina a los demás
Dichoso el día en que ni la fortuna ni la miseria se hereden.
La fortuna llovida del cielo corrompe y arruina. Es común la idea falsa de que la agricultura y la industria exigen para desenvolverse fuertes capitales. Lo contrario es lo cierto. Lo que dura y prospera y perdura es lo que nació humildemente y se fue nutriendo de su propia sustancia.
En muchas ocasiones la lectura de un libro ha hecho la fortuna de un hombre, decidiendo el curso de su vida.
La mala fortuna de muchos filósofos me advierte de no intentar la definición de la belleza
La mayor valía de la vida y el pináculo de la fortuna de un hombre es haber nacido con vocación hacia un estado cuyo logro colme su dicha
Tarde como siempre nos llega la fortuna
Tengo tu risa por fortuna.
La mayor parte de los que se llaman caballeros son incapaces de arriesgar la vida o la fortuna para demostrar que lo son
Yo estoy completamente segura de que la mayoría de la humanidad no cuida su fortuna espiritual
Yo obtendré una Cruz Militar, reconstruiré mi familia, edificaré una fortuna, me convertiré en Primer Ministro de Inglaterra y te haré feliz hasta el resto de mis días
Para hacer una fortuna, con lo mucho que te quiero bastará.
Voy a hacer una fortuna con lo mucho que te quiero, Lo que mas vale en el mundo no se compra con dinero.
La fortuna sigue a los mejores.
A todos nosotros nos gusta saber cuándo alguien aprecia lo que hacemos por ellos. Nos gusta oír eso con frecuencia, en especial cuando hacemos alguna cosa de la cual realmente nos enorgullecemos... unas pocas palabras de elogio, bien escogidas, sinceras y oportunas. Ellas no cuestan absolutamente nada, y valen una fortuna
Incierta es la amistad en la próspera fortuna.
Feliz quien desprecia la fortuna.
La fortuna de la guerra es siempre dudosa.
La fortuna puede robarnos la hacienda, pero no el valor.
La fortuna teme a los valientes y avasalla a los cobardes.
Más continua es adversa que próspera fortuna.
Necesarios son nuevos favores de la fortuna para conservar la felicidad.
No es necesaria la fortuna para sólo subsistir.
Nunca te rindas a la fortuna.
Para mayores desgracias guarda la fortuna a quien favorece.
Por muy elevado que la fortuna haya puesto a un hombre, siempre ha necesitado un amigo.
Sólo en la fortuna adversa se hallan las grandes lecciones del heroísmo.
Una gran fortuna es una gran servidumbre
Una gran fortuna es una gran servidumbre.
Viven más contentos aquellos en quienes jamás puso los ojos la fortuna, que los otros de quienes los apartó
¿Preguntas qué es la libertad? No ser esclavo de nada, de ninguna necesidad, de ningún accidente y conservar la fortuna al alcance de la man
¿Preguntas qué es la libertad? No ser esclavo de nada, de ninguna necesidad, de ningún accidente y conservar la fortuna al alcance de la mano.
¿Quieres saber que es libertad? No ser esclavo de ninguna cosa, de ninguna necesidad, de ningún azar, reducir la fortuna a términos de equidad.
Feliz quien desprecia la fortuna.
La fortuna puede robarnos la hacienda, pero no el valor.
La fortuna teme a los valientes y avasalla a los cobardes.
Más continua es adversa que próspera fortuna.
No es necesaria la fortuna para sólo subsistir.
Nunca te rindas a la fortuna.
Esto está cada vez peor, estamos al borde del caos, espero que alguien se atreva a decirlo... El caos, no hay otra palabra, yo por si acaso, se lo digo confidencialmente, he mandado a EEUU toda mi fortuna, lo poco que tengo, claro está... Por eso yo ni un peso coloco en el país.
Vaso de la fortuna es la verdad.
Un día basta para hacer subir o bajar todas las fortunas humanas.
Una palabra es suficiente para hacer o deshacer la fortuna de un hombre.
La riqueza de un paaís no la hace un pequeño número de fortunas colosales, sino la multiplicidad de fortunas mediocres
Si pudiéramos embotellar tu mala fortuna tendríamos entre manos un arma de destrucción masiva.
En las fortunas modestas, los peligros son menores
A mi manera Ningún espíritu de fortuna solo nubes de flores.
La fortuna ayuda a los valientes.
Siempre la fortuna es propicia a los fuertes
No quiero verme prepotente ni mucho menos, pero hay que poner un alto, por que hablan mucho de mí, y mucha gente se lo cree. Yo ya tengo mi fortuna, ya tengo mis casas, ya he viajado en aviones privados, antes de viajar con Tommy, he conocido a presidentes de varios países del mundo, me han recibido en palacios, antes de estar con Tommy...
Yo he hecho de mi vida un papalote, he hecho de mi vida lo que se me ha dado la gana, he tenido la fortuna de tener las oportunidades pero también las he trabajado, yo creo que se han aparecido en mi camino, pero también las he sudado... hasta llegar a hospitales del cansacio de todo éste trabajo.
El amor es como la fortuna, no le gusta que vayan detrás
Si no tienes enemigos es señal que la fortuna te ha olvidado.
A menudo, la fortuna nos hace pagar muy caro lo que creemos que nos ha regalado.
La fortuna favorece a los valientes.
Para conseguir la más pequeña fortuna, vale más decir cuatro palabras a la querida de un rey que escribir cien volúmenes.
Dejemos esclarecer por el tiempo las dudas. La fortuna conduce al puerto muchos barcos sin piloto.
En las cosas humanas hay una marea que si se toma a tiempo conduce a la fortuna, para quien la deja pasar, el viaje de la vida se pierde en bajíos y desdichas.
Jamás viene la fortuna a manos llenas, ni concede una gracia que no haga expiar con un revés.
La fortuna llega en algunos barcos que no son guiados.
Romeo: ¡Ah, soy el juguete de la fortuna!
Ser o no ser, ésta es la cuestión. ¿Es de más noble espíritu sufrir las arremetidas y los dardos de la adversa fortuna o por el contrario empuñar las armas contra un mar de adversidades y terminar con ellas haciéndoles frente? Morir, dormir, nada más.
Nuestra historia empieza en una colonia aristocrática de cualquier urbe populosa y moderna: México, Nueva York, París...En todas ellas existen familias ricas que gozan de comodidades y lujos. Sin importarles o ignorando que el mismo cielo ampara también a muchos desheredados de la vida y la fortuna.
La fortuna quiere que tenga yo mayor libertad para filosofar
search